Las Recetas


Dúo de semifríos de mascarpone y cerezas en almíbar

Eva Valero


INGREDIENTES

 

Ingredientes para la decoración (opcional)

  • Purpurina comestible rosa
  • Flores comestibles
  • Arándanos
  • Cerezas
  • Flores de azúcar
  • Azúcar glas rosa

PREPARACIÓN

Paso 1

Derretir el chocolate al microondas, en intervalos cortos, no es necesario que esté muy caliente, solo lo justo para que se derrita todo, y se pueda untar con facilidad.

Paso 2

Con la ayuda de un pincel de silicona, pintamos una primera capa, metemos en la nevera, dejamos que endurezca y volvemos a pintar de nuevo, una segunda capa (si es necesario, volver a calentar el chocolate). Metemos de nuevo en la nevera.

Paso 3

Hacemos lo mismo con el chocolate blanco. Con un molde de silicona de 8 corazones, hacemos 4 negros y 4 blancos. Se pude hacer en otro molde de silicona, siempre y cuando sean de raciones individuales y no sean para bombones.

 

Para la crema mascarpone

Ponemos agua en un cazo, metemos un recipiente en el agua, para hacerlo al baño maría.

Ponemos la miel Helios, la cucharadita de azúcar avainillada y las claras de huevo, movemos hasta integrar bien, sacamos la mezcla del fuego y la semi montamos, reservamos.

Montamos los 100 ml de nata bien fría, cuando esté montada añadimos el queso mascarpone, en tres partes, y batimos a velocidad baja.

A continuación, vamos echando la mezcla de la miel a la nata montada, poco a poco, y con movimientos envolventes (nos ayudaremos para hacer este paso, con una espátula de goma).

Sacamos las cerezas en almíbar Helios, las secamos un poco, con papel de cocina, y las partimos por la mitad (reservamos).

 

Para la decoración

Sacamos el molde de la nevera, ponemos en todos los corazones una cucharada de la crema, bien llena, damos un golpecito en la mesa, para igualar y vamos poniendo en el centro tres o cuatro trozos de cereza. Haremos lo mismo con los demás corazones, tapamos con el resto de la crema y con una espátula, los alisamos.

Metemos al congelador un mínimo de 2 horas.

Pasado este tiempo, desmoldamos con cuidado.

Lo ponemos en un plato y decoramos con azúcar glas rosa, una flor de azúcar, arándanos, cerezas confitadas y flores comestibles.

El emplatado, es libre, cada cual que lo decore como más le guste